lunes, 5 de agosto de 2013

Estas Viva



No sé si te gusta el mar,  si te gusta la montaña o si eres un apasionado de los rincones que dan paz; de una roca donde sentarte a la orilla de una cala solitaria, oyendo el batir de las olas, unas veces, bravas, otras muy serenas. De ese sitio en la cumbre de tu montaña, en la soledad del aire, que te empuja a mirar donde quisieras estar. De la soledad más absoluta del desierto, cuando ni quieres mirarte dentro para no ver tus estados de ansiedad, o del frio más intenso del paraje helado en aquel rincón al que,  de pequeño, te llevó tu abuelo.... 

Solo esos sitios son capaces de hacer que tu sientas lo que nunca has sentido rodeado de gente, son sitios  que te hacen, quieras o no, estar solo y acompañado a la vez,  sitios  que te harán llorar y reír, sin que tú te des cuenta,  sitios  que te demuestran que eres tu quien está vivo. Son los que te dicen que has nacido y en los que tu alma puede estar feliz o triste.

No dejes de buscar ese sitio, sea el que sea, si todavía no sabes cuál es el tuyo.  Allí sentirás que está vivo y que así tienes que seguir, disfruta como sea ese momento, negro o luminoso. Vibra con los sonidos, olores y colores del lugar que elijas. La vida te mostrará una nueva dimensión: la de la plenitud. 

Tú, solo tú y el universo a tus pies.